La Piramide de Nefertari
Bienvenid@ a la Piramide,recorre todos sus pasadizos y divierte todo lo que quieras,participa.Solo hay que respetar la regla principal,el respeto a los demas usuarios,si crees no poder cumplir esta regla,te recomendamos que busques otro sitio.
Importante
Recuerda registrarte con tu cuenta de correo ya que alli te llegara un enlace para que puedas activar tu nick en el foro,si no te llega mira en el coreo Spam por si acaso

Registro de canalmail

No es necesario,poner datos reales en este registro,por lo que podeis poner los que querais es un mero tramite,para que el servidor que nos da soporte,pueda seguir dandonos el mantenimiento ya que este foro es gratuito Despues del registro,si os llega algun correo de canalmail,tan solo marcarlo como spam,y ya no os volveran a llegar.
Esperamos que no suponga un incoveniente para que os registreis en esta comunidad de amigos.

No se permite el registro con nicks parecidos a la administradora del sitio Nefertari, ni visualmente ni foneticamente para evitar equivocos,cualquier nick de ese estilo sea borrado automaticamente del foro

No olvideis leer la Directiva del foro

Gracias.-La piramide de Nefertari

Alergia: síntomas, causas y tratamiento

Ir abajo

   Alergia: síntomas, causas y tratamiento Empty Alergia: síntomas, causas y tratamiento

Mensaje por Mariquita Pe el Vie 21 Jun 2013, 18:48


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] Alergia: Se conoce como alergia la sensibilidad especial que tienen algunas personas ante...

En la mayoría de los casos, las personas que padecen alergias experimentan reacciones molestas que no revisten ninguna gravedad, aunque en algunos casos se producen manifestaciones, como el asma, que pueden poner en peligro la vida de los afectados. Las reacciones alérgicas suelen manifestarse en las partes del cuerpo que entran en contacto directo con los alérgenos, es decir, con las sustancias que provocan la alergia. Según las estadísticas, los principales alérgenos cubren casi toda la gama de elementos que constituye el medio ambiente: alimentos, pólenes, esporas, productos químicos, metales, ácaros, venenos de animales e insectos, caspa y pelo de animales domésticos, e incluso el frío o el calor, para algunas personas.

SÍNTOMAS.
Los alérgenos que se encuentran en el aire afectan los ojos, la nariz y las vías respiratorias. La piel tiene tres formas básicas de reaccionar ante los alérgenos. Una de ellas consiste en la aparición de eccema, que afecta sobre todo a los niños. Se trata de una irritación de la piel caracterizada por pequeñas pústulas que forman manchas irregulares y rojizas. Otra forma de alergia es la dermatitis de contacto, que se manifiesta por la inflamación, erupciones y el picor de la porción de piel que se puso en contacto con el alérgeno; con frecuencia este tipo de alergia está provocado por algunas aleaciones metálicas, generalmente usadas en bisutería, como el latón o el bronce, o por productos químicos o de uso industrial, como el cemento, el jabón y los detergentes. Finalmente, la piel manifiesta una reacción alérgica mediante urticaria, que consiste en la aparición de pequeños habones, parecidos a los que produce la rozadura de la ortiga, en zonas relativamente extensas del cuerpo. Se presenta tras el contacto o la ingestión de determinadas sustancias, aunque también puede ser provocada por el frío, el calor o el agua, entre otras causas.

La afectación de los ojos se produce habitualmente en forma de conjuntivitis, caracterizada por dolor leve, picor y lagrimeo, aunque también se puede producir una inflamación bastante espectacular de los párpados. Más raramente resultan afectados los oídos, aunque cuando esto ocurre se puede observar una secreción de líquido acuoso en la caja del tímpano, que sale al exterior a través de las orejas, y puede disminuir temporalmente la capacidad auditiva. La fiebre del heno o polinosis puede afectar los ojos o los oídos, pero el órgano más afectado es la nariz, que o bien se tapona o bien secreta abundante mucosidad líquida y clara. La enfermedad persiste mientras el polen que la provoca está en el ambiente, y justamente se puede distinguir de los catarros porque éstos suelen aliviarse en plazos máximos de tres o cuatro días.

El asma puede ser la manifestación de una alergia alimentaria, pero, por lo general, aparece como reacción ante los alérgenos transportados por el viento, como pueden ser los pólenes. Se caracteriza por una dificultad respiratoria, que puede ser de grado variable, y por fuertes ruidos respiratorios. Las cefaleas, o dolores intensos de cabeza, pueden ser causadas por algunos alimentos como, por ejemplo, el chocolate, algunos vinos tintos, el queso o el yogur. La anafilaxia es la manifestación clínica más grave de la alergia. Ante la liberación instantánea de sustancias vasoactivas de algunas células de la sangre se produce un shock. La tensión arterial desciende bruscamente y puede haber una obstrucción completa de las vías respiratorias. Esta es la única expresión alérgica cuya atención médica resulta urgente, ya que la vida del afectado corre peligro.

ALERGIAS A LOS ALIMENTOS.
En el caso de las alergias alimentarias, los alérgenos entran en el cuerpo por el tracto digestivo y son transportados por la sangre hacia todo el organismo. Como consecuencia de ello las manifestaciones pueden producirse en diversas partes del cuerpo, o incluso en su totalidad. En un episodio agudo, los síntomas más evidentes son las molestias digestivas, como náuseas, vómitos y diarrea. También puede ocurrir que se hinchen la lengua y los labios. En ciertos casos, estos síntomas pueden presentarse acompañados de urticaria o de eccemas, particularmente en los niños. Con excepción de las manifestaciones dérmicas, el resto de los síntomas aparecen inmediatamente después de la ingestión del alimento, lo cual facilita la identificación del alérgeno.

CAUSAS.
Hay que señalar que la medicina alopática ha progresado mucho en cuanto al conocimiento de los mecanismos por los que se producen las alergias, aunque no ha descubierto aún en su totalidad las causas que las provocan. El organismo de las personas que sufren algún tipo de alergia presenta un mal funcionamiento de los mecanismos de reconocimiento de las sustancias extrañas, y reacciona frente a los alérgenos como si se tratara de elementos infecciosos.

DIAGNÓSTICO.
Existe una técnica denominada prick test, que se utiliza para efectuar el diagnóstico de las alergias al polen y a los alimentos. Consiste en realizar pequeñas punciones en el antebrazo, introduciendo mínimas cantidades de una solución acuosa que contiene un alérgeno conocido. Si la persona es alérgica a él, en un período de entre 10 y 15 minutos la zona del pinchazo se inflama y se enrojece.

TRATAMIENTO.
No existen medicamentos que curen las alergias. La medida más eficaz para tratarlas consiste en evitar, en la medida de lo posible, el contacto con el alérgeno que las produce. Los alérgicos a los medicamentos, a los alimentos o a los alérgenos que actúan por contacto con la piel deben tener la precaución de conocer los ingredientes o componentes de todos los productos y medicamentos que consuman o utilicen.

Los medicamentos que, siempre bajo prescripción médica, se administran con mayor frecuencia para aliviar los síntomas alérgicos pueden clasificarse en tres grandes grupos: los antihistamínicos, para los casos leves; los broncodilatadores, para el tratamiento de los problemas respiratorios, y los corticoesteroides, reservados para los cuadros más graves. Las fórmulas de los dos primeros contienen algún tipo de sedante, por lo cual suelen producir somnolencia y no es aconsejable tomarlos si, por ejemplo, se ha de conducir un vehículo. Los corticoesteroides, que son los antiinflamatorios más potentes de que se dispone en la actualidad, deben ser administrados con sumo cuidado y durante el menor tiempo posible debido a sus peligrosos efectos secundarios.

INVESTIGACIÓN.
En la actualidad se investigan a fondo algunas teorías relacionadas con el campo de la genética. Entre ellas se especula con la posibilidad de que la predisposición a ciertas alergias, a menudo verificable en algunas familias, obedezca a la existencia de un fallo de orden genético, y hereditario, en las células destinadas a activar el sistema inmunitario que protege el organismo ante la invasión de sustancias extrañas, como bacterias y virus, que constituyen una amenaza para su buen funcionamiento.

 


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] Pe

.
Mariquita Pe
Mariquita Pe
Cocinera Real
Cocinera Real

Búfalo
Mensajes : 2489
Localización : badalona
Inscrito : 03/04/2013

Volver arriba Ir abajo

   Alergia: síntomas, causas y tratamiento Empty Analgésicos: síntomas, causas y tratamiento

Mensaje por Mariquita Pe el Jue 27 Jun 2013, 18:38

][Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] Analgésicos: Los analgésicos son fármacos utilizados para calmar el dolor. Existen dos...

Pese a que los analgésicos están destinados a aliviar el dolor, no todos actúan de igual forma ni tienen el mismo alcance. Por dicha razón, se prescriben según el tipo y el grado de dolor que sienta el paciente, así como también de acuerdo con la causa que lo produce. Los analgésicos que componen el grupo de los narcóticos alivian el dolor mediante la interacción con las endorfinas, sustancias que produce el propio cerebro y son similares a la morfina. Por contraposición, los analgésicos no narcóticos actúan inhibiendo la producción de las prostaglandinas, unas sustancias que causan contracturas musculares y, en consecuencia, aumentan la sensibilidad al dolor.

Los narcóticos, cuyos efectos se dejan sentir en el sistema nervioso central, están constituidos principalmente por los alcaloides naturales del opio, además de otras sustancias sintéticas o semisintéticas, o sucedáneos químicos del opio, como la metadona, la buprenorfina o la pentazocina. Todos ellos son potentes analgésicos, que están sometidos a un estricto control legal, médico y farmacéutico, y su administración se limita a los enfermos hospitalizados en estado grave o a los pacientes con dolores en estado terminal.

El organismo de todos los vertebrados, a través de órganos como la hipófisis y el hipotálamo, secreta hormonas que actúan contra el dolor y el temor, llamadas endorfinas y encefalinas. Los experimentos llevados a cabo con estas sustancias en diversos animales han demostrado que su efecto es más breve, pero también mucho más potente que el de la morfina. Justamente, los opiáceos actúan en combinación con esas sustancias generadas por el propio cerebro, y juntos disminuyen o eliminan completamente el dolor, es decir, producen el efecto conocido como analgesia.
Los opiáceos tienen, de todas formas, efectos secundarios de consideración, como el crecimiento paulatino de la tolerancia experimentada por el organismo hasta producir una adicción física a la sustancia, además de otros más leves que consisten en la depresión de los centros respiratorio y circulatorio, las náuseas, los vómitos y el estreñimiento.

En el grupo de los analgésicos no narcóticos, cuyo campo de acción es periférico, destacan la aspirina y el paracetamol, fármacos que no producen dependencia física. La fenacitina, que hasta no hace mucho tiempo gozaba de gran popularidad, ha caído en desuso tras comprobarse que tenía efectos secundarios, de carácter acumulativo, sobre el riñón. La aplicación de estos analgésicos de potencia leve y limitada destaca en el tratamiento de dolores musculares, óseos y articulares, de cefaleas y de molestias premenstruales.

LA ASPIRINA.
La aspirina, nombre comercial del ácido acetilsalicílico, además de su función analgésica, reduce la fiebre y produce un efecto antiinflamatorio que alivia las molestias de los músculos y de las articulaciones. Se emplea tanto para tratar los dolores agudos y continuos como los dolores intermitentes. Es un producto de venta libre en las farmacias, y sus principales usos abarcan las cefaleas, el dolor premenstrual, diversas neuralgias, los dolores de muelas, la fiebre, el reumatismo y la gripe.
A pesar de todas sus bondades, la aspirina también tiene sus contraindicaciones, aunque por fortuna muy limitadas. Su consumo abusivo suele causar irritación en las paredes del estómago y puede producir úlceras. En consecuencia, su administración está contraindicada en los casos de gastritis, de acidez estomacal y de cuadros ulcerosos. La propiedad vasodilatadora de la aspirina implica, en estos casos, el riesgo de provocar hemorragias digestivas, especialmente cuando su ingestión se combina con la de otros productos irritantes, como el alcohol, el café y el tabaco. Aunque con muy escasa incidencia, también puede producir trastornos respiratorios en algunas personas.
El descubrimiento de la aspirina es un indiscutible hito en la historia de la farmacología y de la medicina, dadas las múltiples aplicaciones que tiene. Por sus propiedades analgésicas, antipiréticas, antiinflamatorias y descongestionantes, se ha convertido casi en la panacea universal que buscaban los antiguos alquimistas. En los últimos años se ha comprobado que, además, tomada en dosis no superiores a media pastilla diaria, contribuye a mejorar la circulación sanguínea y a evitar con ello los ataques cardíacos.

APLICACIONES Y CONSECUENCIAS.

Aspirina
Indicaciones: Dolores continuos e intermitentes, tanto agudos como crónicos. Cefaleas, dolores premenstruales, neuralgias, dolor de muelas, gripe, fiebre y reumatismo.
Efectos: Rápida acción antifebril y antiinflamatoria. No causa dependencia. Puede producir irritación y pequeñas hemorragias en el estómago, y causar erupciones cutáneas o problemas respiratorios en algunas personas.

Codeína
Indicaciones: Sedante, antiespasmódico, tratamientos contra la tos y las diarreas, y contra diversos tipos de dolores.
Efectos: Sus consecuencias orgánicas son las mismas que las de la morfina. Opiáceo adictivo, con alta tolerancia.

Fenilbutazona
Indicaciones: Enfermedades reumáticas y articulares.
Efectos: Antiinflamatorio. Puede causar trastornos y descompensaciones en la composición sanguínea.

Morfina
Indicaciones: Diarreas agudas y crónicas, dolores muy intensos provocados por heridas graves, ataques cardíacos, trombosis coronaria, estados postoperatorios y enfermedades en estado terminal.
Efectos: Inhibe o reduce rápida y eficazmente las reacciones ante los estímulos dolorosos. Depresión de los sistemas respiratorio, circulatorio y digestivo, náuseas, vómitos, tolerancia y dependencia.

Paracetamol
Indicaciones: Dolores continuos e intermitentes, gripe y fiebre.
Efectos: Reduce la fiebre sin provocar irritación gástrica. Escasa acción antiinflamatoria. Efectos menos intensos y menos duraderos que los de la aspirina. Su uso constante y a dosis elevadas puede ocasionar trastornos hepáticos.




[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]Pe.     Alergia: síntomas, causas y tratamiento 62883    
Mariquita Pe
Mariquita Pe
Cocinera Real
Cocinera Real

Búfalo
Mensajes : 2489
Localización : badalona
Inscrito : 03/04/2013

Volver arriba Ir abajo

   Alergia: síntomas, causas y tratamiento Empty Re: Alergia: síntomas, causas y tratamiento

Mensaje por Nefertari el Jue 27 Jun 2013, 22:07

yo tengo muchas alergias a medicamentos y intoleracias a otros tantos,y cuando me ha dado una reaccion en dos casi rozando lo peor a si que adrenalina al canto porque pintaba muy mal la cosa
   Alergia: síntomas, causas y tratamiento 62883   Alergia: síntomas, causas y tratamiento 62883   Alergia: síntomas, causas y tratamiento 62883   Alergia: síntomas, causas y tratamiento 62883


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Trato de que olvides tus penas y detras de una sonrisa...
oculto las mias
Nefertari
Nefertari


Mensajes : 26785
Localización : En mi sarcofago
Inscrito : 14/11/2008

http://piramidedenefertari.foroactivo.com

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.